rremences

Esta aplicación pertenece a Wikiloc.

Descripción.

Iniciamos la marcha en la calle Ample (Ancha) d’en Bas que para estas ocasiones queda estrecha. La carretera de Les Preses es invadida de bicicletas en toda su anchura y a los 5km del inicio se encuentra el primer “sprint intermedio” para no tener que parar en el embudo que las autoridades forman en la Nissan, entrada al núcleo de la población de Olot. El recorrido urbano, como todos, está lleno de trampas, en forma de irregularidades en el firme, pasos de peatones, isletas y rotondas …

Salimos de Olot por el polígono industrial y la Caña en busca de la primera dificultad que nos presenta el recorrido. En la recta de Bianya vuelve a haber descontrol con los carriles y los ciclistas volvemos a ocupar toda la vía … Llegamos a pie de Capsacosta, iniciamos la subida por la misma carretera grande y ancha pero después de un par de kms giramos a la derecha por una carretera estrecha que sube. La Ascensión total, unos 9km, no es demasiado dura si se regula el ritmo. Si nos fijamos podemos apreciar restos de arquitectura románica, cruce en varios puntos de la vía Romana de Capsacosta. Coronamos el collado, donde está ubicado el primer avituallamiento. La carretera continúa hasta llegar a Sant Pau de Segúries.

capsa5

 Del cruce de St. Pau hasta Ripoll circulamos por carretera nacional cruzando Sant Joan de les Abadesses. Vuelven los sprints para intentar atrapar o no perder un grupo que nos lleve “cómodamente” hasta el siguiente puerto. En Ripoll empieza Coll de Canes, con 15,42 km y dos partes bien diferenciadas y separadas por un descanso. Así tendremos los 4 km del inicio (2 º avituallamiento) que posiblemente son la parte más dura de toda la ascensión. Después tendremos la zona de descanso hasta el Puente de Samala y a partir de aquí la cosa vuelve a subir. Los últimos 4km se harán un poco más exigentes pero aún y así se puede hacer bastante rápido. En esta ascensión, al ser más suave que la anterior, tendremos que vigilar y no dejarnos llevar por el ritmo trepidante de los demás. Tampoco hay que relajarse con la vista maravillosa que nos ofrecen unos campos de pasto que se encuentran en la abundancia de la primavera. Pero tampoco obsesionarse, ya que aún falta mucho. De Coll de Canes a Olot hay un descenso agradable con sólo un par de curvas peligrosas y donde se puede ir muy rápido.

canesb8

Entramos en Olot por el polígono por donde hemos salido hace unos momentos. Ya acabamos (si hacemos la corta) o estamos a la mitad (si hacemos la larga). Cruzamos Olot por uno de los barrios residenciales, y nos adentramos en la parcelaria, zona campesina y ganadera de la Vall d’en Bas y muy bonita, siempre vigilada por el Puigsacalm. Cruzamos La Pinya y El Mallol por carreteras estrechas, siempre frecuentadas por ciclistas, hasta el cruce de Joanetes. La corta acaba aquí dirigiéndonos a St. Esteve d’en Bas.

Los que hemos escogido alargar la agonía empezamos nuestro calvario en Joanetes, campamento base del temido Coll de Bracons.

bracons2

El tercer puerto es el más duro con diferencia. Con 8km totales y rampas que superan el 10% en demasiadas ocasiones. Cada vez que subo me siento protagonista de aquella serie que se llamaba: Autopista hacia el cielo. Hay que guardar un “cartucho” en la recámara porque cuando pensamos que ya lo hemos vencido todavía nos espera con esa impertinente doble curva de porcentaje altísimo que nos hace sufrir de lo lindo.

bracons3

Llegados al tercer avituallamiento iniciamos un descenso vertiginoso hasta Sant Andreu de la Vola, con curvas cerradas y tramos con rampas similares a las superadas a Bracons. De St.. Andreu hasta Sant Pere de Torelló el terreno se vuelve más irregular y hay algún tramo de subida intercalado en el descenso, terreno ideal para los calambres en las piernas. La carretera se ha hecho estrecha y el túnel de Bracons nos ha aligerado de un tráfico que hacía de este tramo una vía muy peligrosa. En St. Pere retomamos la carretera ancha y nos dirigimos a Manlleu por un terreno rápido intentando reactivar el físico después de una ascensión dura y una bajada sin descanso. Cruzamos Manlleu dirección Olot-L’Esquirol y en la última rotonda de la población encontramos el siguiente avituallamiento. De la rotonda hasta el cruce de Roda de Ter, el terreno es un sube baja donde las piernas nos recuerdan que ya llevamos más de 110km. Una vez cogida la carretera que nos llevará en St. Esteve d’en Bas, el terreno se va endureciendo poco a poco hasta Coll del Bac. No es un terreno excesivamente duro pero si vamos tocados nos acabará de hundir. Se puede hacer muy largo. Lo más complicado es el kilómetro previo a la gasolinera de Cantonigròs, punto donde está el último avituallamiento del recorrido y donde prácticamente ya hemos coronado Coll del Bac.

bacb3

Pequeño descenso y volvemos a subir para superar la última dificultad del día, Coll de Condreu. De Cantonigròs a Condreu el terreno es más favorable pero sigue tendiendo ligeramente hacia arriba.

condreub2

Coronado Coll de Condreu nos espera una bajada preciosa con el firme en buen estado, curvas rápidas y una sombra característica que sólo ofrecen los hayedos. La bajada se complica notablemente si llegados a este punto se ha puesto a llover, algo muy habitual en los mediodías de Abril y Mayo. Tras el descenso sólo nos queda afrontar la última recta de llano y cruzar la meta con la esperanza de haber cumplido los objetivos establecidos por uno mismo.

logo_Roldi-bvg